martes, 14 de julio de 2015

Hoy no es tu cumpleaños.
Hoy es un día cualquiera, de un mes cualquiera, de un año cualquiera. Pero vos me enseñaste que es el detalle el que convierte un “cualquiera” en especial.
Me enseñaste tantas cosas, aún sin darme “lecciones”.
Me enseñaste que amar es dar sin esperar nada a cambio. Ofrecer todo lo que se tiene, no simplemente lo que te sobra.
Me enseñaste que el amor tiene que ir acompañado por el respeto, y que sino, no es amor.
Me enseñaste a ser leal. Leal con el otro, pero sobre todo, conmigo misma.
Me enseñaste que mis derechos terminan dónde inician los de los demás; y que a eso se le llama libertad, sino es libertinaje.
Me enseñaste que uno puede elegir mentir, y puede hacerlo con todo el mundo, salvo con esa persona que te mira desde el espejo.
Me enseñaste a perseverar, a no rendirme, a nunca dejar de soñar. Que una se puede doblar, y hasta caer; pero no quebrarse, y mucho menos, darse el lujo de no volver a levantarse.
Me enseñaste que no siempre estaríamos de acuerdo, pero que eso no disminuiría el amor que nos tenemos.
Me enseñaste a ser quién soy. Me enseñas aún hoy, pese a la distancia. Y me enseñarás más allá de tu tiempo, porque vos estarás en mí siempre.

Te amo Mamá.






12 comentarios:

  1. Una madre es eso y mucho más. Es la mejor lección de la vida.
    Precioso detalle, Almi.
    Un beso y felicidades a ambas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi mamá lo merecía... esto y más, mucho más.

      Un besote hermosa.

      Eliminar
  2. Bellísimo...

    Unas enseñanzas para tener siempre en cuenta.

    Muchos besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nos las olvido nunca... está muy presente, día a día.

      Besos Carmen, y gracias como siempre de tu huella.

      Eliminar
  3. Es muy hermoso tener la bella oportunidad de brindar todo lo nuestro a nuestra madre porque de allí nació y enseñó esos valores que tan hermoso presentas en tu relato-homenaje tan cariñoso a tu querida mamá
    Tiene la ternura y fuertes lazos de amor que sólo una hija puede entregar a esa gran mujer y madre
    Fuerte abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Cristina... dicen que se cosecha lo que se siembra, y ella en mí ha sembrado muchísimo amor.

      Un abrazo grande y un beso.

      Eliminar
  4. Muy entrañable este texto dedicado a tu madre.

    El amor mas entregado el de una madre a un hijo, sin esperar nada a cambio y todo lo da hasta su vida.

    Un beso muy grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es Maria, amor en estado puro el de una madre.

      Un besote grande grande.

      Eliminar
  5. Una madre es todo...me he emocionado Alma..
    Un beso gordo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Peque, que últimamente te "toco" siempre... mi pequeña sensible, si es que dan ganas de mimarte, y yo lo hago con gusto!

      Infinitos besotes, siempre desde el Alma y el ♥

      Eliminar
  6. Respuestas
    1. Gracias Demiurgo, ella sin dudas se lo merece, esto y más.

      Un beso.

      Eliminar

Deja tu huella en mi arena...