miércoles, 6 de diciembre de 2017

Aún recordaba cuando lo conoció, cuando llegó para quedarse bajo la protección de sus alas. A pesar de ser tan pequeño, él ya cargaba un peso increíble sobre los hombros. Esa frase que todos continuaban a repetir cuando lo veían...

“Hazte fama y échate a dormir.”

Lo que esa gente no entendía es que no había sido él a hacerse la fama; ésta lo precedía. Una herencia que hubiese sido mejor nunca obtener. Pero a ella no le importaba; su abuelo siempre le había repetido que “el ladrón juzga por su condición”. Por eso no se dejaba influenciar de lo que otros decían. Ella creía firmemente que si no podía confiar en él, ¿cómo podía pedirle que confiara en ella?

Así fue que comenzaron. Ella cumplía con cada palabra que le decía, en bien y en mal; y él inició a creer. De a poco aprendió que lo que pasara mañana en gran parte dependía de lo que él eligiera hacer, y no de las elecciones de otros tomadas en pasado.

Hoy se cruzan en la calle, y cuando sus miradas se encuentran, él vuelve a ser un niño y ella, con orgullo, ve el maravilloso hombre en el que siempre supo se convertiría.


(Este relato pertenece a los "52 retos de 'El libro del Escritor'".
Es el número 40Utiliza un refrán integrado en un texto creativo.)

18 comentarios:

  1. Cuando el otro nos ofrece la mejor de las miradas, nos convertimos en esa misma luz que nos regalan. Alas sobre todo- Para saber volar- entregar- ofrecernos- darnos- cobijarnos- Que siempre te sostengan Alma. tu relato es hermoso ( no haré alusión a ningún autor que me haya movido en su momento) Para evitar la confusión. Te quiero. besito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ainsssssssssssss Dem... no logro explicarte aquello que tus palabras me han hecho sentir. Ninguna confusión, no con vos, porque te sé, nos sabemos. Gracias ♥

      Yo también te quiero... besitos.

      Eliminar
  2. Uno solo puede hacerse cargo de las propias acciones, no de aquello que lo antecede. Enigmático relato.

    Besos dulces Alma.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A veces, hay seres que crecen 'marcados' y es muy difícil escapar de un destino que creen ya escrito.

      Besos grandes como el mar, Dulce.

      Eliminar
  3. "Hoy se cruzan en la calle,
    y cuando sus miradas se encuentran,
    él vuelve a ser un niño y ella,
    con orgullo,
    ve el maravilloso hombre en el que siempre supo se convertiría...."

    Me gustó el relato,
    lo sentí cercano,
    algo especial...❤

    Besos, Alma
    quieroTe, mamita del mío❤

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una vez conocí una niña que se autodefinía "extraña"... y yo lo único que 'veía' era lo especial que era... su maravillosa sensibilidad, y esa forma de entrega desmedida... hace unos pocos días le dije lo orgullosa que me siento de verla nuevamente tan brillante, tan plena, tan ella...

      ...y lo estoy cada día más ...besotes mi niña especial ...quieroTe!

      Eliminar
  4. Bello relato que encamina su mensaje y su razón, al colofón del mismo. Así como su pensamiento, “siempre supo”… no hay más que eso, esa es la única verdad, lo demás… viento y arena…

    Bsoss y cariños enormes, mi preciosa Alma, y muy feliz día!😘

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Justo como lo has dicho... lo demás, viento y arena...

      Besotes enormes, mi querida Gin... y mil veces gracias de tus siempre hermosas huellas. ♥

      Eliminar
  5. Si alguien te enseña que un camino tiene mil senderos, siempre podrás elegir uno de ellos o varios... Si solo te enseñan ese camino y esa meta... Tu mente no ve más allá.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tú siempre tan sabia, Mag...

      Besissssssss hermosa.

      Eliminar
  6. Este relato me enterneció, es tan cálido,tan generoso.
    A veces hay que saber escuchar nuestra intuición, confiar...simplemente.
    Precioso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que te enterneció, porque seguramente has dado cobijo bajo tus alas a más de un@...

      Besotes Ale!!!

      Eliminar
  7. Esto ocurre diariamente, en muchos ámbitos. A veces debemos dar nuestra confianza a gente que ha perdido la confianza en sí mismo. Enseñarles que no hay causas perdidas, pues siempre se puede tener una segunda oportunidad, incluso una tercera. Uno se puede levantar de esa cama hecha en el pasado, deshacerla y empezar de cero.

    Un beso fuerte, querida Alma

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Justamente así es como la pienso, como siempre he pensado. No es fácil quitar las etiquetas, pero no es imposible... y vale la pena luchar por hacerlo, porque cuando lo logras... ufffffff nada hace que te sientas mejor.

      Besotes gigantes, Nana.

      Eliminar
  8. A veces nos cruzamos en la vida con alguien a quien le aportamos y nos aporta... y el paso del tiempo nos recuerda de ese peldaño que subimos y de esa mano que apretamos.

    Mil besitos mi querida Alma.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A veces tenemos esa suerte... y son uno de los recuerdos más hermosos que poseemos.

      Besotes infinitos, mi preciosa Auro.

      Eliminar
  9. Qué bonito Alma y qué generosa mirada la de tu protagonista. Alejarse de etiquetas y valorar a las personas por cómo son habla de sensibilidad y mucho amor, porque el amor más grande es dejar que el otro sea como es.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nunca me han gustado las etiquetas, no creo en ellas, y estoy convencida que viviríamos mucho mejor sin ellas.

      Besotes y muchísimas gracias por tus preciosas huellas.

      Eliminar

Deja tu huella en mi arena...